Los Roques, un paraíso ideal para el kitesurf en Venezuela

El archipiélago de Los Roques es uno de los destinos preferidos por los profesionales del kitesurf de toda Venezuela y el resto del mundo por su ambiente ideal y completo para la práctica de este deporte extremo.

Para llegar a los Roques, se puede tomar una pequeña avioneta en el aeropuerto Internacional Simón Bolívar, ubicado en el estado Vargas, y disfrutar de tan solo 30 minutos de vuelo hasta el destino final. También se puede partir desde la Isla de Margarita, a uno 55 minutos aproximadamente.

 Al llegar, desde el lado sur del archipiélago se puede divisar el imponente mar cristalino y una maravillosa barrera de corales, con diferentes tonalidades de todos los verdes posibles.

Los vientos en dirección noroeste – este, acarician a cada instante al Parque Nacional “Archipiélago de Los Roques”, compuesto por 360 islas. Gracias a sus vientos, las lluvias a penas diluyen el paisaje, lo que lo convierte en ambiente perfecto para el kitesurf.

Con temperaturas de 27º C durante el día y 24º C por la noche, Los Roques, a una distancia aproximada de 160km de La Guaira, los pobladores reciben a sus visitantes facilitando todos los servicios necesarios, (alojamientos, establecimientos de comida, entre otros) para una estancia placentera.

Destino ideal para novatos y profesionales

Asimismo, el archipiélago brinda a sus turistas, variadas opciones en escuelas de Kitesurf para todos aquellos que deseen iniciarse en este emocionante deporte, o en su defecto, perfeccionar sus habilidades, si ya tienes un conocimiento básico.

Los instructores encargados son profesionales certificados por la Organización Internacional de Kiteboarding, “IKO”, por sus siglas en inglés, y también certificados en conducción y capacitación médica.

La escuela de Los Roques Kite Center, tiene una oficina en la playa, en donde ofrecen todos los accesorios necesarios para el kitesurf, y un almacén para aquellos que ya posean sus equipos.

Algunas posadas del archipiélago, como Villa Caracol, Posada La Gaviota o Posada La Cigala, poseen sus propias “kite schools”, en donde también ofrecen tanto a sus huéspedes como a cualquier otra persona que lo desee, diversos cursos desde un nivel básico, hasta el avanzado.

You may also like...